viernes, 5 de agosto de 2011

DE PORTEROS GOLEADOS Y COSAS PEORES

ANTONIO ABASCAL

¿Quién le merece mejor guardameta Iker Casillas o Víctor Valdés?, si usted dijo que Casillas, ¿Sabía usted que Valdés sólo recibió 21 goles en la pasada liga española, mientras que Iker aceptó 33? Las preguntas salen a colación por la errónea idea de que la calidad de un guardameta va en relación directa a los goles que recibe.

Gerardo Rabajda fue un histórico del Puebla con sus actuaciones, y sin embargo, fue goleado en varias ocasiones.

Seguramente si yo le digo que Mario Rodríguez no tuvo nada que ver en la goleada del Atlante sobre el Puebla me tildará de loco, pero hay que recordar que los Potros pudieron anotar más goles y el guardameta poblano contuvo un mano a mano.

Ayer en “Puebla Deportes” recibimos un mensaje que decía que con Alexandro Álvarez, el Puebla no era goleado. Los números revelan lo contrario, en la jornada 2 el equipo que entonces dirigía José Luis Trejo cayó 3-0 en San Luis. En la 8, ya bajo el mando de Héctor Hugo Eugui, la escuadra camotera cayó 3-0 ante Tigres. En la 12, América le hizo cinco tantos al equipo de la Franja en una feria de goles que finalizó 5-4 a favor de los capitalinos. En la Fecha 14, Santos goleó 4-0, pero el guardameta fue Edgar Hernández. En la pasada campaña, el cuadro poblano recibió 26 tantos, 22 de los cuales cayeron con el “Mostro” en la portería.

Si nos vamos más atrás, en el Apertura 2010, el Puebla cayó 4-1 ante Pumas, 4-0 ante Jaguares y 3-1 ante Tigres, y en esos tres encuentros estuvo el ex portero de Necaxa. Cabe resaltar que un servidor no tiene algo en contra del “Mostro”, al contrario se me hace un tipo ejemplar y comprometido, que le ha dado mucho a La Franja, pero tengo que reconocer que el tema de la portería es el más especial dentro del futbol. La elección del guardameta tiene que ver con la confianza que el técnico le tenga; Rodríguez se equivocó ante Pachuca, no ante el Atlante.

Insisto, esa derrota ante los Potros y la confección del once titular para el domingo
puede marcar un antes y un después en la relación entre Sergio Bueno y los jugadores,
pero, sobre todo, puede servir para que Bueno Rodríguez demuestre que llegó al Puebla
por su calidad como estratega y no por ser cómodo. En caso de que “El Mostro” sea
titular el próximo domingo, la imagen del timonel se caerá por los sueldos.

Mario Rodríguez o “El Mostro” van a recibir y a salvar muchos goles a lo largo de la
campaña, pero no es por su calidad como guardametas, sino por el estilo de este Puebla
y por la falta de un líder en la zaga, y eso sí es responsabilidad de Sergio Bueno.

Un último comentario sobre las frases intervencionistas de la directiva poblana,
cuando se te descompone una computadora no la tratas de arreglar, sino que llamas a
un especialista. El futbol es el mismo caso, el técnico es el especialista en cuestiones
tácticas y si los directivos se meten, el equipo se puede descomponer más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario