lunes, 24 de junio de 2013

LA  DEFENSA DE UN ESTILO.

ANTONIO  ABASCAL.

El mes de Junio ha representado el vigésimo aniversario del debut mexicano en Copa América. El 16 de Junio se cumplieron 20 años del famoso “Fantasma de Machala” que se saldó con la victoria colombiana de 2-1 sobre la selección que dirigía Miguel Mejía Barón. Ese día, México alineó con Jorge Campos, Raúl Gutiérrez, Claudio Suárez, Juan de Dios Ramírez Perales y Miguel Herrera en defensa; Nacho Ambriz, Ramón Ramírez, García Aspe, Luis Flores /(Benjamín Galindo 52’), Hugo Sánchez (Luis Roberto Alvez 45’) y Luis García http://www.youtube.com/watch?v=MNnD6-eE5jY. El 20 de Junio empató a uno con Argentina en lo que hasta la fecha es uno de los mejores partidos que una selección mexicana ha jugado contra una potencia fuera de casa. Ese equipo después empató a 0 con Bolivia, su primera victoria se dio en Cuartos de Final ante Perú al son de 4-2 http://www.youtube.com/watch?v=knYsEf0K_cI, en semifinales le ganó 2-0 a Ecuador http://www.youtube.com/watch?v=reeo-xaVeto y en la final cayó 2-1 ante Argentina http://www.youtube.com/watch?v=buTGe7PbUN4.


Eran tiempos convulsos en el futbol mexicano, hacía unos meses que Emilio Maurer y Francisco Ibarra habían dejado los puestos de poder en la Federación mexicana de Futbol luego de una cruenta batalla con Televisa que también lastimó al Puebla de la Franja. César Luis Menotti, el hombre que dirigía al combinado tricolor renunció en un acto de congruencia, por lo que los nuevos dirigentes del futbol mexicano decidieron confiar en Mejía Barón quien se había coronado con los Pumas en la campaña 90-91 y en esos momentos era el responsable del Monterrey.


Mejía Barón supo aprovechar la inercia de Menotti, pero le dio su propio toque al cuadro verde que vivió años muy buenos. Esa selección, fue la que enamoró al público mexicano en un romance que convirtió al cuadro tricolor en un fenómeno mediático; pero más allá de eso, la escuadra tricolor supo encontrar un estilo, una manera de jugar que privilegiaba las características del jugador mexicano.


Con el paso de los años, la escuadra tricolor ha sido capaz de meterse en los Octavos de Final de los últimos cinco mundiales, un logro que comparte con Brasil y Alemania, ya que las otras potencias han fallado por lo menos una vez a esa situación. Inglaterra no estuvo presente en Estados Unidos, al igual que Francia que también falló en Corea- Japón 2002 y Sudáfrica 2010 al quedarse en la fase de grupos; Argentina en Corea- Japón 2002, España en Francia 98, Italia en Sudáfrica 2010.


Pero, nuestra selección no ha sido capaz de definir un estilo de juego, incluso las selecciones sub 17 que se han coronado campeonas mundiales lo han hecho con una propuesta diferente de la que en su momento tenían los representativos mayores que dirigían Ricardo Lavolpe (2005) y José Manuel de la Torre (2011).


El futbol mexicano tiene muchas carencias, pero la principal es la falta de identidad y ahí el espejo en el cual se tiene que ver es en el de España.

La “Furia Roja” siempre tuvo buenos futbolistas, algunos con las características de lo que hoy propone. Más allá de un buen partido ante Dinamarca en México 86, la escuadra española vio quedarse corta a una generación de extraordinarios jugadores que fue bautizada como la “Quinta del Buitre”, en alusión al más brillante de los jóvenes jugadores emanados del Castilla, filial del Real Madrid. Emilio Butragueño lideraba a una España que se quedó en Cuartos en México y en Octavos en Italia 90.


La “Quinta del Cobi” fue capaz de ganar el oro olímpico, pero se quedó en Cuartos de Final en Estados Unidos 94 http://www.youtube.com/watch?v=Sh7yMfjdmJ4. Varios de esos jugadores repitieron en Francia reforzados por un joven Raúl González Blanco, llegaron como favoritos al certamen, pero la lesión de Pep Guardiola dejó sin ideas a la escuadra de Clemente que debutó en el Mundial con seis defensas como titulares.


Fue entonces cuando César Luis Menotti acuñó su famosa frase: “España debe decidir si quiere ser torero o toro”. Tuvieron que pasar varios años más para que los ibéricos tomaran esa decisión. Luis Aragonés apostó por un estilo de toque, le dio los galones a Xavi e Iniesta para defender esa idea y tras una eliminación dolorosa ante Francia en Alemania 2006 http://www.youtube.com/watch?v=YDbtgOfa9xg, el veterano técnico aguantó críticas para llegar a la Euro 2008 e inaugurar el ciclo ganador de los españoles http://www.youtube.com/watch?v=yMFtWtnzsJg.


Vicente del Bosque fue inteligente en mantener la idea, pero le dio su toque para alcanzar el primer título mundial de España http://www.youtube.com/watch?v=5HbYjF0ad-E, otra Eurocopa http://www.youtube.com/watch?v=65_ICXIqyr8 y ligar 28 partidos oficiales sin conocer la derrota http://www.youtube.com/watch?v=fvZCeqsM76w.


Pero lo más valioso del estilo español es que sus selecciones inferiores juegan igual. El equipo sub 21 se coronó campeón de Europa con una calca del juego de los mayores y enseñó que el recambio generacional está asegurado con los Isco, Thiago Alcántara, Ilarramendi, Morata y David de Gea, entre otros http://www.youtube.com/watch?v=a35SFF5fNa8.


El viernes debutó la selección española sub 20 en el Mundial de Turquía, ganó 4-1 a Estados Unidos, con dos goles de Jesé y otros dos de Gerard Delofeu, pero en algunos momentos sufrió y nunca apareció el toque característico que permite dominar los partidos y dictar condiciones http://www.youtube.com/watch?v=onuOL_5XIts. Durante el juego, el técnico Julen Lopetegui pedía a sus jugadores calma y las declaraciones posteriores al juego revelan que no sólo se trata de ganar, sino de defender una idea con la cual los españoles se sienten más cerca de la victoria.


Otro ejemplo es Alemania que tras la crisis por la pobre Euro de 2004, buscó una revolución. Jürgen Klinsmann encarnó dicha revolución lo que le valió un tercer lugar en casa, Joachim Low siguió con esa idea para encontrar un subcampeonato europeo en 2008, un nuevo tercer lugar mundial en Sudáfrica 2010 y una eliminación en semifinales en la Euro de 2012, sin embargo, la generación alemana de toque parece estar lista para buscar el título en Brasil 2014.



Eso es a lo que debe aspirar la selección mexicana. A encontrar el estilo de juego que más convenga para las características del futbolista nacional, adoptarlo en el equipo mayor y que los equipos juveniles también lo lleven a cabo. Pero claro, una decisión de este tipo toma tiempo, requiere de valentía y de paciencia (y esa última virtud no va con nuestro futbol, tan acostumbrado a los torneos al vapor, a que sus clubes se inventen cada seis meses con la llegada de 10 jugadores o más). 


1 comentario: