jueves, 19 de septiembre de 2013

MÁXIMA PARIDAD


ANTONIO ABASCAL.

22 de los 32 partidos de la campaña 2013-2014 de la NFL se han decidido por 10 puntos o menos, lo que habla de la competitividad de una liga que se ha preocupado por generar la máxima paridad y de esta manera ofrecer el mejor de los espectáculos. El inicio del nuevo ciclo no ha podido ser mejor ya con varias marcas y con dos equipos que han sobresalido por encima del resto tratando de hacer un largo viaje que termine en Nueva York, sede del Super Bowl XLVIII.


Los Broncos de Denver arrancaron la temporada apaleando a los campeones, Cuervos de Baltimore, con los 7 pases de anotación de Payton Manning y en la semana 2 fueron capaces de producir otros 41 puntos para derrotar a los Gigantes de Nueva York. Muchos expertos apuestan por los Broncos para ser representante de la Conferencia Americana en el Súper Tazón y sus primeras dos actuaciones parecen fortalecer esa imagen, sin embargo, el primer golpe a sus aspiraciones ya llegó en forma de lesión. El tackle izquierdo, Ryan Clady se perderá toda la campaña por una lesión en el pie izquierdo, al igual que el centro Dan Koppen, lo que equivale a perder buena parte de la protección de la línea ofensiva para Manning.


El otro equipo que ha sobresalido son los jóvenes, Halcones Marinos de Seattle del coach Pete Carroll. Ya desde el año pasado, Seattle sorprendió con su agresiva defensiva y su mariscal de campo, Russell Wilson; en los primeros partidos de esta campaña, la defensiva ha demostrado ser mucho mejor que el año pasado ya que cuenta con el mejor esquinero de la liga, Richard Sherman, sus apoyadores son muy rápidos y los frontales suelen presionar mucho a los mariscales de campo contrarios. A la ofensiva, la receta es la misma: La movilidad de Wilson, quien además suele cometer pocos errores, y la capacidad del corredor Marshawn Lynch.

Atrás de esos equipos destacan los Texanos de Houston quienes han sido capaces de armar dos regresos ante San Diego y Tennessee para empezar la campaña con dos triunfos y los Patriotas de Nueva Inglaterra, aunque éste último ya demostró que si las lesiones se ensañan no tienen forma de responder. La Conferencia Americana parece vivir una transición ya que tras Broncos, Texanos y Patriotas no hay mucha tela de donde cortar; los campeones, Cuervos de Baltimore han demostrado tener muchos huecos, sobre todo en la defensiva; Indianápolis y Miami son equipos jóvenes que pueden colarse a los playoffs, pero que todavía no están listos para soñar con llegar al juego grande; Tennessee ha mostrado una buena defensiva; Kansas City cuenta con un buen mariscal de campo y un coach experimentado, pero todavía es muy pronto para hablar de ellos como contendientes.


Por el contrario, en la Conferencia Nacional hay una serie de equipos que pueden retar a los Halcones Marinos de Seattle, a pesar de que ahora su marca sea de 1 ganado y un perdido. Los 49ers de San Francisco ya cayeron ante los Halcones Marinos, pero cuentan con uno de los mejores staffs de coacheo de la liga, su defensiva cuenta con varias estrellas y su ofensiva tiene muchas armas para hacer daño, por lo que sería un error sacarlos de la ecuación sólo por una mala actuación, aunque es cierto que los Gambusinos deberán mejorar mucho para evitar castigos, ya que hasta ahora en sus dos partidos han cedido más de 100 yardas debido a pañuelos.

En el grupo de contendientes de la Nacional no podemos dejar de mencionar a los Empacadores de Green Bay y a los Halcones de Atlanta. La defensiva de los Empacadores ha mejorado, ya cuentan con corredores más capacitados y la capacidad de Aaron Rodgers no está en tela de juicio. Por su parte, los Halcones de Atlanta también se fortalecieron con la llegada del corredor Steven Jackson, su defensiva es muy buena y la ofensiva ahora sí está completa para que Matt Ryan aproveche las distintas facetas de sus compañeros.


Osos de Chicago y Santos de Nueva Orleans empezaron la campaña con  dos triunfos. Los Osos han sido capaces de proteger a Jay Cutler quien con tiempo puede destrozar a cualquier defensiva; mientras que los Santos ya tienen de regreso a su coach, Sean Payton (luego de ser suspendido un año por la liga debido al escándalo por incentivar a sus defensivos si golpeaban fuerte a sus rivales) y parece ser que se han contagiado de una actitud de revancha.

La campaña es muy joven y la NFL se especializa en generar equipos que no estaban en las quinielas pero que inician una buena racha en la campaña y llegan muy bien a los playoffs. Lo único cierto es que el espectáculo con la NFL está garantizado y que tendremos juegos cerrados en cada una de las semanas de la temporada regular.

DESCANSE EN PAZ DON ISAAC WOLFSON

El fallecimiento de Don Isaac Wolfson es una pérdida sensible para el periodismo deportivo poblano. Wolfson fue un hombre brillante que fue director de la facultad de Química de la BUAP y ya en el retiro, se dedicó  a dos de sus pasiones. Escribir y hablar de estadísticas de futbol y beisbol.
El estilo ácido de Wolfson convirtió a la sección deportiva de “Tribuna”, junto a Don Enrique Montero Ponce, en una referencia. Su acucioso trabajo le llevó a escribir dos obras fundamentales para entender el balompié en México. “Medio siglo de futbol profesional en Puebla” en coautoría con Don Pedro Ángel Palou; el otro, vio la luz en 2010, y se llama “Los Porteros del Futbol Mexicano”, 67 años de historia de la Primera División.
Don Isaac fue fundamental para contar la rica historia del Puebla y aunque la actual directiva camotera no se portó bien con él, ahora cabría la posibilidad de recordarlo como uno de los hombres claves para entender la historia de la Franja.
Otra de las pasiones de Wolfson fue el cine. En este mismo año, montó una exposición en el Archivo de la BUAP sobre las parejas del cine mexicano.
Un servidor creció escuchando y admirando a Don Isaac; una de las grandes satisfacciones que he tenido fue la posibilidad de platicar con él, de entrevistarlo y de compartir buenos momentos, pero sobre todo, de haber contado con su amistad.

La crónica deportiva poblana está de luto, ya que ha perdido a uno de sus pilares. Descanse en paz, Don Isaac Wolfson.

No hay comentarios:

Publicar un comentario