viernes, 5 de mayo de 2017

PUEBLA QUIERE PROTAGONISMO.


ANTONIO ABASCAL.

Han sido 25 años de vacas flacas, 25 años de escándalos, 25 años de directivas que a veces no pagan a sus jugadores, 25 años donde se pueden contar con los dedos los torneos de protagonismo del Puebla: la 94-95, el Invierno 96, Verano 2001, Clausura 2009, Apertura 2009 y Apertura 2015; por eso, la incursión de Lobos BUAP en la liguilla y su clasificación a la final del Clausura 2017 en la liga de ascenso ha sido recibida con entusiasmo y con mucha ilusión.
AGENCIA; ENFOQUE
El equipo de Rafael Puente del Rìo ya jugaba bien en temporada regular, al inicio los resultados no se les dieron pero el joven técnico no se desesperó, insistió en su idea de juego, dio confianza a jugadores con poca experiencia como Luis Olascoaga y Emilio Sánchez, mientras que la directiva también supo aguantar la presión y jugársela con Puente del Río; Lobos empezó a encontrar los resultados a la mitad del torneo, si bien hubo descalabros inesperados contra Colima y Venados, lo que generó que la escuadra universitaria no se ganara su boleto a la liguilla hasta la última fecha.

AGENCIA: ENFOQUE
Ya en esa fase, el timonel ha sido valiente y ha mantenido la apuesta por su estilo de juego, así los universitarios están a un juego de conseguir su primer campeonato en la Liga de Ascenso y con ello ganarse el derecho de enfrentar a Dorados por el boleto a la Liga MX. Lo que ha hecho Rafael Puente tiene mucho mérito ya que ha podido convencer a sus jugadores, ha sabido sacar provecho de las características de su plantilla, al tiempo de recuperar a César Cercado, Omar Tejeda, Jorge Ibarra y Diego Jiménez quienes venían de temporadas complicadas con los mismos licántropos https://www.youtube.com/watch?v=GcJ20tx4zdA.

AGENCIA: ENFOQUE
Las comparaciones no son buenas, pero en los últimos días, los aficionados poblanos han caído en la tentación de hacerlo con sus escuadras y algunos otros, como un servidor, a los directores técnicos. Rafael Puente representa la sangre nueva que llega a renovar una baraja con muchos vicios, cuando su equipo se jugaba el pase a la liguilla no se escondió y recordó que a principio de la temporada había fijado como objetivo meterse a la fiesta y que si no se conseguía sería un fracaso. Un estratega que sabe explicar sus decisiones, que acepta la crítica y que no teme al uso de las palabras, en contraparte a un técnico que vive de sus glorias como jugador, que no tiene autocrítica, que tampoco la sabe aceptar, que cree que no debe explicar sus decisiones y que se ha burlado de la institución que le ofreció trabajo.
AGENCIA: ENFOQUE
Pero lo que es claro, es que la afición poblana está ávida de un equipo triunfador, de una escuadra que pueda hacerla sentir orgullosa; la realidad es que Lobos BUAP ya cumplió y que todo lo que venga a partir de este momento será ganancia. Ahora, los propios directivos universitarios deberán ser inteligentes para aprovechar la comunión que han logrado con la tribuna y convencer a esos aficionados de ocasión para que se conviertan en verdaderos seguidores de Lobos, y es que no podemos perder de vista que la escuadra universitaria pasó de ser la segunda con peores entradas en la Liga de Ascenso, a una que ha generado esta ilusión de tener dos equipos en el máximo circuito.

AGENCIA: ENFOQUE
De hecho, hace cinco años, la Universidad Autónoma de Puebla estaba en una situación similar, acababa de estrenar su bonito estadio y el equipo alcanzó la final ante los Esmeraldas del León https://www.youtube.com/watch?v=d7w_QemkCdk, tras perder ese compromiso hubo fuertes inversiones que generaron equipos con muchos jugadores que habían estado en Primera División, pero los constantes cambios de horario, el ser un equipo que también vivía del préstamo y hasta una baja de juego ahuyentaron a los aficionados de la zona de Ciudad Universitaria. Con este antecedente, la directiva deberá hilar fino para aprovechar esta puerta que ha abierto la escuadra de Puente del Río.

MedioTiempo
Todavía falta un partido durísimo para hacerse con el campeonato de la Liga de Ascenso y para llegar al máximo circuito tres, los rivales universitarios buscan el ascenso y están armados para ello, por lo que la gesta para los poblanos luce muy difícil, pero es una escuadra que cree lo que está haciendo, que cree en su sistema de juego y que cuenta con jugadores que han encontrado su mejor nivel en la parte decisiva de la campaña.

AGENCIA: ENFOQUE
Si Lobos BUAP logra la hazaña de coronarse en el Clausura 2017, vendrá un reto mayor como enfrentar a Dorados de Sinaloa, otro equipo construido para lograr el ascenso y que llegó a las semifinales de este torneo por lo que no perderá mucho ritmo; nuevamente, la escuadra poblana recibiría la ida y tendría que jugar como visitante la vuelta; y en el hipotético caso de lograr el ascenso, la directiva tendría que trabajar mucho ya que no es dueña de muchas cartas y este equipo requeriría una fuerte inversión para poder afrontar el reto de la Liga MX; en contraparte, es una institución con buenas instalaciones y con algo de trabajo en fuerzas básicas.

AGENCIA: ENFOQUE
En ese caso, por segunda ocasión en la historia, la ciudad de Puebla tendría dos equipos en el máximo circuito, ya que en la campaña 84-85 inició la historia del Ángeles de Puebla con una victoria de 3-2 sobre las Chivas Rayadas del Guadalajara, en un partido celebrado el 25 de Agosto de 1984; ese equipo era dirigido por Ricardo Antonio Lavolpe quien ya había iniciado su carrera como técnico haciendo una doble función en el Oaxtepec ya que era entrenador- jugador; el Ángeles tuvo una buena campaña bajo el mando del argentino, pero nunca pudo consolidarse, cambió de uniforme constantemente y en su corta historia pudo presumir haber sido dirigido también por Manolo Lapuente y José Antonio Roca (qepd).
Club Puebla FC Por Carlos Moreno -
Ese 25 de Agosto, Lavolpe alineó con Eduardo Fernández, Guadalupe Díaz, Rafael Loredo, Rafael Jurado y José Rodríguez; Alfonso Rubio, Arturo Castañón, Miguel Ángel Gómez y Jorge Patiño; Martín Reyna y Miguel Ángel Casanova (quien marcó el primer gol de la franquicia), seguido por Jurado y Reyna.
Puebla Deportes
Manolo Lapuente y Juan Alvarado, en temporadas distintas, realizaron buenas labores para salvar a la franquicia que jugó su último partido el 12 de Junio de 1988 frente al Atlante al que derrotó 2-0 para salvarse y emigrar a Torreón donde se convirtió en Santos Laguna. Ese día, Juan Alvarado alineó con: Ricardo Martínez, Enrique Echeverría, Rafael Loredo, René Valenzuela (chileno) y Alejandro Cisneros; Alfonso Rubio, Rafael Cruz, Rafael Toribio, Víctor Rangel; Sergio Almaguer y Carlos Poblete. El último gol fue de Enrique Echeverría.

anotando fútbol - blogger
Esa franquicia llegó a hilvanar una racha de 17 partidos sin ganar en la 87-88 y tuvo en Miguel Ángel Gómez a su goleador histórico con 33, seguido por Carlos Poblete quien en una sola campaña anotó 20 goles. Fueron 142 partidos de liga, con 37 victorias, 46 empates y 59 derrotas, 178 goles a favor y 226 en contra https://www.youtube.com/watch?v=ExT4NckSX8U.  En Copa México, jugó 4 partidos con saldo de un triunfo, un empate y dos derrotas (Fuente: Historia estadística del futbol mexicano de Isaac Wolfson) https://www.youtube.com/watch?v=vZkWhxxNRuA.

Club Puebla FC Por Carlos Moreno -
Hoy existe ilusión de tener dos equipos en el máximo circuito, veremos sin  Lobos BUAP primero puede completar la obra ante Ciudad Juárez y luego sorprender a los Dorados; pero lo que ya es una realidad es la excelente temporada universitaria, la capacidad de Rafael Puente del Río y la demostración de que el público poblano está ávido de protagonismo deportivo y requiere que sus equipos representativos armen proyectos serios.

AGENCIA: ENFOQUE

No hay comentarios:

Publicar un comentario