viernes, 2 de marzo de 2018

EL OLIMPISMO NO MORIRÁ.



ANTONIO ABASCAL.

Mediante un escueto boletín el Comité Olímpico Internacional informó que tras recibir los últimos exámenes antidoping de Pyeongchang 2018 en los que no había casos positivos nuevos de atletas rusos, había decidido levantar la sanción contra el Comité Olímpico de Rusia, misma que evitó que los atletas de ese país desfilaran con su bandera en las ceremonias de inauguración y clausura, así como escucharan su himno las dos veces que lograron la medalla de oro. Tuvo que ser el equipo de hockey el que entregó otra estampa maravillosa de los Juegos Olímpicos de invierno al cantar a capela dicho himno, acción en la que estuvieron acompañados por el público ruso que se desplazó hasta la ciudad olímpica https://www.youtube.com/watch?v=SQHvDm2ywmQ.

Diario AS
La decisión del COI no ha gustado a varios Comités Nacionales que ahora enarbolan la bandera de la hipocresía y tratan de rasgar sus vestiduras ante el dopaje sistemático de Rusia; sin embargo, conviene recordar que los deportistas rusos no son los únicos que han caído en esa trampa. Muchos halteristas de China han sido descalificados de sus pruebas y han perdido sus medallas, también atletas de Gran Bretaña dieron positivo en distintas pruebas aunque ellos tuvieron la conveniente explicación de necesitar los medicamentos por una enfermedad y hasta el multicampeón del Tour de Francia, Chris Froome actualmente afronta un proceso por presunto dopaje en la pasada Vuelta a España https://www.youtube.com/watch?v=s_eHfAn2LY8. También conviene recordar que uno de los puntos que jugaron en contra de las candidaturas de Madrid a los Juegos Olímpicos de 2012, 2016 y 2020 fue su política antidopaje y la poca transparencia de las operaciones contra redes de dopaje https://www.youtube.com/watch?v=o2n30QnB0P8.

Marca
Rusia no es el único país que ha caído en esos problemas, pero sí es el único que ha recibido las más duras sanciones: Condicionar la participación de sus atletas y evitar que muchos de ellos fueran a Río 2016 ya que entrenaban en su país y, por ello, se negó el derecho a participar a la mejor saltadora con pértiga de la historia, Yelena Isinbayeva, que no se pudo despedir en el escenario olímpico, cuando no tenía antecedentes de dopaje; mientras el COI encontraba torpemente una vía para que hubiera una pequeña representación, el Comité Paralímpico fue más lejos y cerró las puertas a la delegación rusa que no pudo competir en Río. De cara a Pyeongcghang 2018 ya vimos cuál fue la medida del organismo que preside Thomas Bach, que afortunadamente no evitó el dominio ruso en el patinaje artístico femenil con el 1-2 de Alina Zagitova y Evgenia Medvedeva y la ya comentada medalla de oro en el hockey.
Peru.com
Lo que sí evitó fue que Rusia apareciera en el medallero, y es que como tal, nunca ha ganado la medalla de oro en el hockey. Como la URSS ganó siete veces, la última de ellas en Calgary 88 https://www.youtube.com/watch?v=vfjFGc-mYaE; ya con el proceso de disolución de la Unión Soviética ganó como Equipo Unificado y con la bandera olímpica en Albertville 92 https://www.youtube.com/watch?v=oI9tzy8sOOw y ahora en Pyeongchang 2018 también tuvo que ser bajo la bandera olímpica y con el pomposo nombre de Atletas Olímpicos rusos al imponerse en una emocionante final 4-3 en tiempo extra a Alemania https://www.youtube.com/watch?v=J38-FMSlgf4, que apenas logró su tercera medalla en este deporte pero gozó de su mejor participación ya que antes sólo había acumulado dos bronces en Lake Placid 32 y en Innsbruck 76.

MARCA Claro
Así, las 17 medallas conseguidas por Rusia en circunstancias de máxima vigilancia y sin sus símbolos deben ser entendidas como una muestra de la competitividad de esta maquinaria, que sin duda alguna regresará por sus fueros en Tokio 2020 si no sucede otra persecución en su contra.

Marca
De tal forma, en los últimos años el Comité Olímpico Internacional ha tenido que ceder a las presiones de varios países para sancionar a Rusia, lidiar con la poca credibilidad de los procesos para entregar las sedes, la negativa de los países europeos a presentarse como candidatas porque sus ciudadanos se han mostrado en contra de gastar tanto dinero y después entregar su ciudad a un organismo internacional que se lleva la mayoría de las ganancias. Algunos consideran que el olimpismo está enfermo, pero en aras de la verdad si bien hay que reconocer este problema que ha generado que Asia repita como continente anfitrión de los Juegos de Invierno con Beijing 2022 https://www.youtube.com/watch?v=clUwJ2Z3ZfU y que se entregaran dos sedes de verano en una sola oportunidad a París 2024 y Los Ángeles 2028, también hay que señalar que se han logrado éxitos como los juegos de la juventud que han permitido que otras ciudades reciban la emoción olímpica como en los próximos meses sucederá con Buenos Aires que del 6 al 18 de octubre organizará la edición veraniega https://www.youtube.com/watch?v=v84K1v9ueyo.

Buenos Aires Ciudad
Esos Juegos Olímpicos de la Juventud han desarrollado atletas que ya han tenido impacto tanto en Río 2016 como en Pyeongchang 2018 https://www.youtube.com/watch?v=ozCtuUw1nAQ, pero lo más importante es que han abierto otras posibilidades. Ahí es donde se probó a los equipos mixtos que ahora ya dan medallas tanto en los de Verano como en los de Invierno. Esos Juegos se han convertido en un laboratorio donde se ha intentado vías para dar otra imagen del olimpismo, para acercarse a las nuevas generaciones, para inyectarle vida sin necesidad de romper la tradición y eso es un punto positivo https://www.youtube.com/watch?v=FKADee1m7LQ.

Olympic.org
Puede ser cierto que el modelo de negocios del COI se esté agotando, es claro que necesitará mucho más que la Agenda 2020 para convencer a los gobiernos europeos de participar en los procesos de selección, pero también es necesario decir que el Olimpismo no morirá mientras haya atletas que se superen todos los días y entreguen nuevas marcas mundiales, que nos regalen ejercicios llenos de plasticidad como en el Freestyle https://www.youtube.com/watch?v=zEzMBlCYvMs o el snowboard, que nos regalen partidos tan cerrados y emocionantes como la final de hockey varonil entre el equipo de atletas rusos y Alemania.
Team Canada
El olimpismo no morirá mientras siguen apareciendo atletas como la checa, Ester Ledecka quien se convirtió en la primera mujer (en Juegos de Verano o de Invierno) en ganar medalla de oro en dos disciplinas distintas: El súper gigante del esquí alpino y en el slalom gigante paralelo del snowboard https://www.youtube.com/watch?v=-XAoFVeqeyA. No morirá mientras los atletas conviertan su fuerza física en arte como sucedió en todas las competencias del patinaje artístico y en el que todavía hubo espacio para una gala que derrochó calidad la noche previa a la clausura de Pyeongchang 2018 https://www.youtube.com/watch?v=BbhgWc89nLk.

Sporting News
El olimpismo no morirá por una sencilla razón: Los atletas están muy por encima de los políticos del deporte; los atletas están muy por encima de los negocios que se hacen a partir de sus proezas. Finalmente, el olimpismo no morirá porque el mundo necesita de la motivación que significa ver a jóvenes deportistas superarse todos los días, todo porque anhelan competir con sus pares y demostrar su calidad.
Enfoque Noticias



No hay comentarios:

Publicar un comentario