lunes, 24 de diciembre de 2018

UN EQUIPO DE AUTOR.



ANTONIO ABASCAL.

Desde la llegada de Johan Cruyff a la dirección técnica del Barcelona en 1988, el club blaugrana se convirtió en un equipo de autor (otras etapas anteriores también lo había sido como la de Rinus Michels o el intento de César Luis Menotti), la obra maestra de Cruyff, el Dream Team que ganó la Copa Europea de Campeones en 1992 y los años posteriores pusieron los cimientos de la etapa de Pep Guardiola y las sucesivas https://www.youtube.com/watch?v=M2hDQ0WqjPI. Durante estos 30 años, muy pocos técnicos han fallado a la hora de dejar su sello en el club (el próximo técnico nacional, Gerardo Martino, por ejemplo). Pero cabe hacer una distinción, no sólo hablamos de ganar campeonatos, sino de un sello personal.

Sky Sports
Tras la salida de Cruyff, Louis van Gaal también marcó al Barcelona y además dejó algo para el futuro: Xavi Hernández, Carles Puyol y Andrés Iniesta; luego el club pasó por horas convulsas y parecía extraviarse, hasta que Joan Laporta ganó la presidencia, se apoyó en Cruyff como asesor, apostó por un director deportivo que había bebido de la filosofía del holandés en su época como jugador, Txiki Beguiristaín, contrató a Frank Rijkaard como técnico y supo aguantarlo cuando no llegaban los resultados, al tiempo de acompañarlo de grandes jugadores como Ronaldinho, Deco, Larsson, Márquez y Eto´o, por mencionar algunos. Rijkaard tuvo el mérito de encontrar la forma para que Xavi explotara y, como no, creó un equipo de autor que duró poco tiempo porque el holandés no supo reconducir a un vestuario que se tiró a la hamaca tras ganar la Champions de 2006 https://www.youtube.com/watch?v=VsdMmDwCY10&t=137s.

Marca
En medio de una  nueva crisis, Laporta apostó por un joven técnico, ídolo como jugador, como una forma de apagar el incendio. Pep Guardiola ya había triunfado en el Barcelona “B” y, al contrario, de lo que sus detractores consideran con la cantaleta que recibió un gran equipo, conviene recordarles que de inmediato tomó duras decisiones como las salidas de Ronaldinho y Deco; apostó por la cantera a través de un desconocido llamado Sergio Busquets, pidió que no saliera Pedro Rodríguez, para después darle todo el peso de la construcción a Xavi e Iniesta, antes de llegar a su obra maestra: Inventar a Lionel Messi más centrado (sin cargarlo a las bandas) y con peso en todas las facetas del juego, lo hizo ya en la segunda vuelta para enfrentar al Real Madrid en el Santiago Bernabéu y ese clásico lo ganó 2-6, porque los centrales blancos nunca supieron tomar la referencia que de forma habitual hubiera sido Eto´o https://www.youtube.com/watch?v=iBj3uHV1f2w.

century match
Ese Barcelona realizó un futbol excepcional y ganó todo en los subsecuentes años. Regaló tardes maravillosas como un 5-0 al Real Madrid https://www.youtube.com/watch?v=3KCnVa_Os7A o el 4-0 al Santos de Brasil en el mundial de clubes https://www.youtube.com/watch?v=egoMJ5OLeNg&t=118s, sin olvidar las dos finales de Champions League ante el Manchester United https://www.youtube.com/watch?v=CuVpb_ufUCE; fue un equipo de autor, que finalizó cuando Guardiola decidió dar un paso al costado por el desgaste natural; la nueva directiva catalana lo intentó con su auxiliar, Tito Vilanova, pero el cáncer evitó conocer si la apuesta era la correcta para generar un equipo de autor, una encomienda en la que falló Martino.

The SportsRush
¿Qué es un equipo de autor? El que es capaz de plasmar la idea táctica de su técnico durante toda la temporada, el que tiene un estilo reconocible, que va de la mano con la forma de ser de ese técnico, y en ese sentido, Guardiola lo ha logrado con el Barcelona, con el Bayern Munich y con su actual, Manchester City, para lo cual se necesita tiempo.

El Intransigente
Luis Enrique llegó para cambiar y lo hizo correctamente. Apostó por un juego más directo, para lo cual contó con jugadores como Neymar y Luis Suárez; la elaboración ya no era la tesis central, pero su equipo también fue de autor. Precisamente, por la personalidad del asturiano, su historia como estratega de los catalanes fue corta y terminó con un gran desgaste entre él y los jugadores, ejemplificada con su relación con el lateral izquierdo, Jordi Alba.

elconfidencial.com
Para ese momento particular de la historia del Barcelona, nos encontramos ya con una directiva enferma por el odio a Laporta, consumida a tal grado que su objetivo ha sido borrar vestigios de la época más importante del club; para ello ha golpeado a dos pilares: El juego de posición que desarrolló Cruyff, que mamó Guardiola y que enriqueció el estratega catalán, y el otro fue dejar de apostar por La Masía. Así se han ido los Xavi, los Iniesta y en lugar de voltear a la cantera se ha contratado a jugadores como Vidal, como Murillo, como Douglas, que nada tienen que ver con lo que intentaba hacer el cuadro blaugrana. Esta directiva ha desvirtuado el “més que un club” que era el lema de Laporta, para hacerse uno más, al que sólo le importa ganar sin atender a las formas.

AlAireLibre.cl
Algunos preguntan qué donde quedó la inagotable cantera del Barcelona, cuando los jugadores siguen surgiendo, pero muchos de ellos han tenido que emigrar, otros como Sergi Roberto han  picado piedra y han aceptado cambiar su posición para tener continuidad y otros como Aleñá o Puig apuestan a que su talento pueda imponerse, cuando en otras circunstancias ambos ya habrían gozado de más minutos en el primer equipo. La actual directiva culé ha tenido la suerte que Luis Enrique ganó una Champions https://www.youtube.com/watch?v=J9c76lrtSYg y eso le dio a Bartomeu la posibilidad de alargar su mandato, y luego, ha contado con la eficiencia de Ernesto Valverde para ganar Liga y Copa que, por lo menos, mantienen tranquilas las aguas.

FC Barcelona Noticias
Precisamente esa eficiencia de Valverde, es la que da pie a la idea central de este blog escrito el día de Nochebuena. Ernesto Valverde también ha conseguido que su Barcelona sea un equipo de autor; gana y, por ello, es líder de la liga con 37 puntos por 34 del Atlético de Madrid, ha avanzado tras su primera eliminatoria de Copa del Rey y en la Champions (su asignatura pendiente) pasó como primer lugar de grupo y en febrero deberá medirse al peligroso, Olympique de Lyon, aunque por capacidad de plantillas, los catalanes son favoritos. El Barcelona de Valverde ya no enamora como el de Guardiola, a veces (como ante el Celta, el sábado pasado) es aburrido https://www.youtube.com/watch?v=fm6WLUqqURc, pero es eficiente y ha sabido mantener a Messi en estado de gracia para desarrollar sus conexiones con Suárez o Alba, mientras Dembelé capitaliza sus esporádicas apariciones (es titular, pero en los juegos desaparece por mucho tiempo).

La Razón de México
El Barcelona de Valverde es como su técnico. Tranquilo, aburrido, sin pretensiones de lograr belleza a través del futbol, pero generalmente fiable, eficiente y frío. Por ello, ya es un equipo de autor. Bajo el mando del técnico extremeño, el jugador que más ha estado en sus alineaciones es Iván Rakitic; un mediocampista fiable, siempre entregado, de ida y vuelta, con calidad en el disparo de media distancia; siempre un buen escudero, nunca un primer espada; ese es el sello del Barcelona actual, el sello del Barcelona de Valverde.
Eurosport
En los últimos 30 años, el Barcelona casi siempre ha sido un equipo de autor, sólo que se pasó del juego posicional, de la importancia de la cantera y del ganar como resultado de jugar bien, a la efectividad, al ganar sin atender a la forma, a la eficiencia sin más; la única diferencia es que antes los blaugranas enamoraban y uno podía pelear por ver un  partido suyo; hoy, gana, pero a veces aburre, hoy ya no ilusiona. Finalmente, el Barcelona casi siempre es cuestión de autor.

FC Barcelona - Cubava


No hay comentarios:

Publicar un comentario